We Support The Free Share of the Medical Information

TACTICAL MEDICINE TACMED España

TACTICAL MEDICINE TACMED España
by EMS SOLUTIONS INTERNATIONAL

NIVEL DE ALERTA ANITERRORISTA, España

Facebook EMS SOLUTIONS INTERNATIONAL

martes, 6 de junio de 2017

Fractura "Fx" de Pelvis "Cadera"


Llamamos fracturas de pelvis a aquellas lesiones en las que se rompen el anillo pelvico. El anillo pelvico está formado por la unión de los 6 huesos pélvicos y el sacro. Éstos huesos pelvicos que son el Isquion, Ilion e Iliaco. A cada lado la unión de estos tres hueso forma un hueso plano llamado coxal.. El anillo esta formado entonces por los tres hueso pelvicos de la derecha, los tres de la izquierda y el sacro. El sacro es un hueso plano formado por la fusión de las vértebras sacras y que se continua con el cóccix, elemento rudimentario formado por pequeñas formaciones oseas móviles.
Las fracturas de la pelvis son fracturas que suelen provocarse por traumatismos de alta energía, como accidentes de trafico o accidentes laborales (caidas desde altura), en ocasiones sobretodo en pacientes mayores una caida desde su propia altura es capaz de romper esta estructura ósea fundamental para la marcha.

Tipos

Según el nivel donde se produzca la rotura podemos distinguir fracturas estables y fracturas inestables. En general una rotura única del anillo se considera estable, ya que el resto de los elementos que constituyen la pelvis, huesos y ligamentos pueden contener el desplazamiento y permitir que la rotura cicatrice de forma natural sin mas complicación. Las fracturas de pelvis con mas de un punto de fractura se consideran inestables pues la estabilidad del anillo esta comprometida, en estos casos suele ser necesario estabilizar los fragmento oseos para recuperar las relaciones anatomicas y evitar complicaciones.
Según como se encuentren los fragmentos de la fractura, podemos diferenciar fracturas no desplazadas, cuando los extremos del hueso aun mantienen contacto; y fracturas desplazadas cuando no hay contacto entre los fragmentos óseos.

Diagnóstico

Cuando el anillo de la pelvis se rompe además de un intenso dolor en la región de la ingle, la pierna puele acortarse. En la mayoría de las ocasiones no es posible mover la pierna por el intenso dolor, aunque puede darse la circunstancia de que la fractura sea estable y no se haya desplazado y se pueda apoyar la pierna y caminar cojeando.
Es imprescindible realizar una prueba de imagen para poder afirmar que hay una fractura en un hueso. Para poder diagnosticar una fractura de pelvis se suele realizar radiografias de la pelvis. Con un par de radiografias suele ser suficiente para conocer el tipo de fractura y decidir cual va a ser el tratamiento mas adecuado. Sin embargo en ocasiones es necesario realizar un escaner (tomografia computerizada) o una resonancia magnetica nuclear para poder concretar el trazo de fractura y el desplazamiento de los fragmentos.

Tratamiento

Las fracturas de pelvis estables no requieren en la mayoria de las ocasiones tratamiento quirurgico para resolverse, se suele recomendar un tratamiento medico para controlar el dolor y evitar complicaciones derivadas del encajamiento y se recomienda un apoyo parcial precoz. Se suele recomendar el uso de bastones o andador para repartir el peso de forma que no se sobrecarge las extremidades lesionadas.
Otro tema aparte son las fracturas inestables. En ciertas ocasiones cuando además de la fractura hay lesiones vasculares asociadas hay que estabilizar el anillo pelvico de forma urgente para evitar complicaciones que pueden tener repercusiones vitales. Para en un segundo tiempo valorar cual es el tratamiento definitivo, ortopedico o quirurgico.Si la fractura es inestable pero no hay riesgo vital se suele inmovilizar en cama al paciente hasta que se realice la cirugía, en la que utilizando generalmente placas y tornillos, se recuperen las relaciones anatomicas, para que cuando la fractura consolide no quede déficit funcional.