Facebook Dr. Ramon Reyes Diaz, MD

DESFIBRILADORES TELEFUNKEN

DESFIBRILADORES TELEFUNKEN
DISTRIBUIDORES AUTORIZADOS

martes, 3 de mayo de 2016

El jugo de toronja y los medicamentos pueden ser mala combinacion / 7 interacciones que pueden matar a tu paciente

Reacciones adversas:
LA MEZCLA DE BEBIDAS ALCOHÓLICAS CON MEDICAMENTOS
Bajar en formato PDF


El jugo de toronja y los medicamentos pueden ser mala combinacion

El jugo de toronja y los medicamentos pueden ser mala combinacion

El jugo de toronja y los medicamentos pueden ser mala combinacion
La mayoría de las veces el jugo de toronja puede ser parte de una dieta saludable. Contiene vitamina C y potasio que son sustancias que requiere el organismo para funcionar adecuadamente.
Pero el jugo de toronja no es bueno para usted cuando afecta la manera en que actúan sus medicamentos.
El juego de toronja y la toronja fresca pueden interferir con la acción de algunos medicamentos recetados, así como unos cuantos de venta sin receta médica.

Esta interacción puede resultar peligrosa de acuerdo con Shiew Mei Huang, directora interina de la Oficina de Farmacología Clínica de la Administración de Alimentos y Medicamentos. Con la mayoría de los fármacos que interactúan con el jugo de toronja, “el jugo aumenta la absorción del fármaco en el torrente sanguíneo”, comentó. “Cuando hay una concentración más elevada de un fármaco, tiende a presentarse más consecuencias adversos”,
Por ejemplo, si toma mucho jugo de toronja al mismo tiempo que toma ciertas estatinas para reducir el colesterol, es posible que una cantidad mayor del fármaco permanezca en su organismo, lo que aumenta el riesgo de daño hepático y daño muscular que pueden provocar insuficiencia renal.
Beber jugo de toronja varias horas antes o después de tomar el medicamento puede seguir siendo peligroso, dijo Huang, así que es mejor evitar o limitar el consumo de jugo de toronja o de toronja fresca cuando se toman ciertos fármacos.
Los siguientes son algunos tipos de fármacos que pueden interactuar con el jugo de toronja:
  • algunos fármacos llamados estatinas, usados para reducir el colesterol como Zocor (simvastatina), Lipitor (atorvastatina) y Pravachol (pravastina).
  • algunos fármacos para reducir la presión arterial, como Nifediac y Afeditab (ambos nifedipina).
  • algunos fármacos contra el rechazo de órganos trasplantados, como Sandimmune y Neoral (ambos ciclosporina).
  • algunos fármacos ansiolíticos, como BuSpar (buspirona).
  • algunos fármacos antiarrítmicos, como Cordarone and Nexterone (ambos amiodarona).
  • algunos antihistamínicos como Allegra  (fexofenadina).
El jugo de toronja no afecta a todos los fármacos en las categorías anteriores. Pida a su farmacéutico o a otro profesional de la salud que determine si su fármaco específico es afectado.

Niveles demasiado altos o demasiado bajos del fármaco

Muchos fármacos se degradan (metabolizan) con la ayuda de una enzima vital llamada CYP3A4 en el intestino delgado. Ciertas sustancias en el jugo de toronja bloquean la acción de CYP3A4, así que en vez de ser metabolizado, el fármaco ingresa en una cantidad mayor al torrente sanguíneo y permanece por más tiempo en el organismo. Lo que resulta en niveles potencialmente dañinos del fármaco en su organismo.
La cantidad de la enzima CYP3A4 en el intestino varía de una persona a otra, dijo Huang. Algunas personas tienen mucha, otras tienen sólo poca, así que el jugo de toronja puede afectar a las personas de manera distinta cuando toman el mismo fármaco.
Si bien los científicos han sabido desde hace varias décadas que el jugo de toronja puede causar un nivel potencialmente tóxico de ciertos fármacos en el organismo, Huang expresó que estudios más recientes han encontrado que el jugo de toronja tiene el efecto contrario sobre algunos otros fármacos.
“El jugo de toronja reduce la absorción de la fexofenadina”, comentó Huang, lo que disminuye la eficacia del fármaco. La fexofenadina (nombre comercial Allegra) está disponible tanto con prescripción como de venta sin prescripción para aliviar los síntomas de las alergias estacionales. La fexofenadina también puede ser menos eficaz si se toma con jugo de naranja o de manzana, así que las indicaciones del medicamento dicen: “no tomarse con jugos de fruta”.
¿A qué se debe este efecto contrario?
Tiene que ver con el transporte de fármacos dentro del organismo en vez de su metabolismo, explicó Huang. Las proteínas en el organismo, conocidas como transportadoras de fármacos ayudan a llevar al fármaco hacia las células para su absorción.
Las sustancias en el jugo de toronja bloquean la acción de un grupo específico de proteínas transportadoras. Como resultado, se absorbe menos cantidad del fármaco y puede ser ineficaz, dice Huang.
Cuando el patrocinador de un fármaco solicita su aprobación ante la FDA, debe presentar datos de cómo se absorbe, metaboliza y transporta dicho fármaco, dice Huang. “Es entonces cuando podemos decidir cómo etiquetar el fármaco”.
La FDA ha solicitado que algunos medicamentos de receta adviertan en sus etiquetas que se evite el consumo de jugo de toronja o toronja fresca mientras se esté usando, dijo Huang. Además, es posible que la investigación actual de la agencia respecto a la interacción entre el fármaco y el jugo de toronja dé como resultado cambios también en otros fármacos.
 

Consejos para los consumidores

  • Pregunte a su farmacéutico o a otro profesional de la salud si puede consumir toronja fresca o jugo de toronja mientras toma su medicamento. Si no puede, es posible que desee preguntar si puede consumir otros jugos con el medicamento.
  • Lea la Guía del Medicamento o la hoja de información para el paciente que viene con su medicamento de prescripción para determinar si puede interactuar con el jugo de toronja. Es posible que en algunos se aconseje no tomar el medicamento con jugo de toronja. Si está bien tomar jugo de toronja, no se hará mención de ello en la guía ni en la hoja de información.
  • Lea la etiqueta de información de su medicamento sin prescripción, que le informará si no debe consumir junto con jugo de toronja u otros jugos de frutas.
  • Si debe evitar el jugo de toronja con su medicamento, revise la etiqueta de las botellas de jugo de fruta o bebidas saborizadas con jugo de frutas para asegurarse de que no contengan jugo de toronja.
  • Las naranjas amargas (a menudo usadas para hacer mermelada de naranja) y los tangelos (un híbrido entre mandarina y toronja) afectan a la misma enzima que el jugo de toronja, así que también evite estas frutas si su medicamento interactúa con el jugo de toronja.
Este artículo aparece en la página de actualizaciones de la FDA para el consumidor, que presenta lo más reciente sobre los productos regulados por la FDA.
Publicado el 22 de febrero de 2012

El número de fármacos que resultan altamente peligrosos al ser mezclados con toronja se saltó de 17 a 43 en los últimos cuatro años, advirtió un investigador canadiense. En un artículo publicado en el “Canadian Medical Association Journal”, David Bailey del Lawson Health Research Institute de Londres (Ontario) dijo que el conflicto se produce con más de 85 medicamentos como anticancerígenos, para el corazón, analgésicos y otros más para el tratamiento de la esquizofrenia. ¿Qué es lo que sucede? La fruta contiene furanocoumarinas como ingrediente activo. Este, cuando se mezcla con determinados fármacos, inhibe la enzima CYP34A y, como consecuencia, los medicamentos entran en el torrente sanguíneo con tal potencia que puede conducir a una sobredosis. No se necesita comer mucha toronja para que se produzca esta asociación. De hecho, beber un vaso de jugo de toronja con la medicación puede causar efectos secundarios graves, como una hemorragia gastrointestinal, insuficiencia renal, problemas respiratorios y hasta muerte súbita.

 
Estos son los medicamentos que deben evitarse consumir junto con toronja:
  • amiodarone (Cordarone)8
  • astemizole (Hismanal)5, 9
  • atorvastatin (Lipitor)
  • budesonide (Entocort)8
  • buspirone (BuSpar)
  • cerivastatin (Baycol)5, 9
  • cilostazol (Pletal)5
  • cisapride (Propulsid, Prepulsid)9
  • colchicine5
  • eletriptan (Relpax)5
  • etoposide (Vepesid)8, 10
  • halofantrine (Halfan)
  • lovastatin (Mevacor)
  • mifepristone (Mifeprex)5
  • pimozide (Orap)5
  • quinidine (Quinaglute,
  • Quinidex)8, 10
  • sildenafil (Viagra)
  • simvastatin (Zocor)8
  • sirolimus (Rapamune)1, 5
  • terfenadine (Seldane)9
  • ziprasidone (Geodon)5
Vea la lista de medicamentos que muestran conflicto con la toronja aqui



7 interacciones que pueden matar a tu paciente

Nuestro primer objetivo cuando recetamos es no dañar, y en segundo término tratar sus padecimientos y mejorar su salud. Te decimos en esta ocasión las siete interacciones farmacológicas más peligrosas que debes tener presente para no mandar a tus pacientes a urgencias (o a su funeral).
Es vital para la práctica clínica conocer el mecanismo mediante el cuál interactúan determinados fármacos entre sí. Esto repercute en la evolución y los métodos para contrarrestar dicha interacción. Lee cuidadosamente y toma nota para que no prescribas ninguna de éstas. ¡Que comience el conteo!

1. IECAS + Suplementos de K+

Esta combinación hace que el potasio se acumule, dando manifestaciones clínicas mortales de hiperkalemia, como lo son cardiotoxicidad y cambios en el ECG: ondas T picudas, bloqueo cardíaco, arritmias ventriculares y paro cardiorespiratorio. Por si fuera poco, se presentan efectos neuromusculares que se agravan con cuadriplejia flácida o inclusive parálisis de la musculatura respiratoria.

2. Digoxina + Amiodarona

Cuando ambos interactuan, el efecto de la digoxina se alarga. Ello provoca arritmias refractarias atriales o supraventriculares, conllevando a fibrilación auricular.  Aunque esta por si misma no es mortal, si no se detecta puede llevar a un tromboembolismo, a una fibrilación ventricular o de plano a un paro cardiorrespiratorio.

3. Digoxina + Verapamil

Todo paciente que consume ambos medicamentos (sea cual sea su enfermedad) tiene mucho más riesgo de presentar bradicardia, bloqueo aurículo-ventricular o depresión miocárdica. ¿Nada bonito, verdad?

4. Alcohol + Benzodiacepinas

Esta combinación puede ser potencialmente letal. El peligro radica en que ambos actúan como depresores del SNC, potenciando la sedación. Esta interacción mortal se presenta primero con mareos, confusión, amnesia, aumento de la irritabilidad y agresividad; posteriormente llega a pérdida del conocimiento, coma o fallecimiento.

5. Alcohol + Opioides

Es frecuente indicar un tratamiento a base de analgésicos opiáceos (morfina y sus amigos) para controlar dolor por traumas fuertes,  con un alivio indudable del mismo. El problema viene cuando se combina con alcohol, pues se producen efectos sedantes exagerados y aumenta el riesgo de depresión respiratoria por sobredosis. Así que, cuando tu paciente salga de fiesta, adviértele que en esta ocasión será conductor designado.

6. Warfarina + Ácido Acetilsalicílico

Esta combinación aumenta SIGNIFICATIVAMENTE el riesgo de hemorragia de cualquier tipo, tanto así que muy probablemente tu paciente llegue a choque hipovolémico, con las consecuencias fatales que esto representa.

7. Estatinas + Niacina

Las estatinas se prescriben para el tratamiento de las dislipidemias, cuando existen niveles bajos de HDL y altos de triglicéridos. Sin embargo, existe evidencia de que la interacción entre estos medicamentos con la niacina no mejora la sintomatología coronaria, sino que puede desencadenar SICA (incluido el IAM) o ictus isquémico.
Como te darás cuenta, el ignorar ciertas interacciones puede llegar a matar pacientes, más aún si se trata de un adulto mayor con la famosa “polifarmacia”. Para prevenir casos potencialmente fatales, repasa éstas interacciones (e investiga muchas más) cuantas veces sea necesario antes de firmar el recetario.

Referencias:

  • Zhu, J. PhD, MS, MA. Weingart, S. MD. Prevention of adverse drug events in hospitals. En: Al Dia, Post TW (Ed), Dia, Waltham, MA. (Consultado el 23 de febrero de 2015.)
  • Katzung, B. (2012). Basic & clinical pharmacology (12th ed.). New York: McGraw-Hill Medical.
  • Conrad Fischer, MD. (2014). Master the Wards: Survive IM Clerkship & Ace the Shelf. New York: Kaplan Medical.
Última modificación: marzo 3, 2015 at 18:13 pm