We Support The Free Share of the Medical Information

Tactical Emergency Casualty Care

Tactical Emergency Casualty Care
Curso TECC España

Facebook EMS SOLUTIONS INTERNATIONAL

viernes, 6 de junio de 2014

SEGURIDAD EN LA PISCINA Y LA PLAYA, España

SEGURIDAD EN LA PISCINA Y LA PLAYA, España
Con el verano y el calor, acudimos a las piscinas a disfrutar y a descansar. Pero estos espacios tienen sus riesgos, al menos si no nos comportamos con sensatez.
Un dato: en 2009, al menos 214 personas tuvieron que ser ingresadas en un hospital a consecuencia de un ahogamiento o casi ahogamiento; de ellas, el 35% (75) eran menores de 14 años.

En nuestro país se producen entre 800 y 1000 lesiones medulares (LM) cada año, el 50% de los casos fueron por tráfico, pero entre el 4% y 11% se produjeron por actividades deportivas u ocio.
En años anteriores, el 5% del total de atendidos por lesiones medulares lo fueron por zambullidas.

Los traumatismos craneoencefálicos pueden tener graves repercusiones tanto para el afectado, como para su familia y la sociedad. Además, si son graves, pueden ocasionar una discapacidad residual en el 50% de los casos.

Por ello, el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad ha editado una guía para prevenir lesiones graves en el medio acuático, que además adopta forma de cómic, con el nombre"Disfruta del agua y evita los riesgos".

Consejos para la playa y la piscina

  • Respetar las normas de seguridad y bañarse en zonas vigiladas por socorristas.
  • En la playa, respetar el significado de las banderas.
  • Los niños deben avisar a los padres, madres o cuidadores cuando se vayan a meter en el agua y bañarse siempre acompañado.
  • Los padres, madres y cuidadores deben vigilar atentamente a los menores cuando están en el agua o jugando cerca de ella.  Muchos ahogamientos se producen en el entorno familiar. Un bebé puede ahogarse en pocos centímetros de profundidad.
  • Si los niños no saben nadar deben usar chaleco salvavidas.
  • Si saben nadar, también deben usar el chaleco salvavidas cuando vayan a practicar algún deporte acuático.
  • Tirarse de cabeza desde balcones, árboles, o puentes o en zonas con poca profundidad  puede provocar una lesión grave en la cabeza o en la espalda.
  • Bañarse de noche o después de haber bebido alcohol es muy arriesgado.
  • La mejor medida de seguridad en una piscina privada es aislarla con un cercado perimetral que no sea posible escalar.

El peligro de zambullirse

A la hora del baño, es aconsejable evitar los riesgos que representan las zambullidas. Los expertos recomiendan sencillos consejos que minimizan este peligro:
  • No te lances al agua en zonas desconocidas, con poca profundidad o desde una altura elevada o donde pueda haber obstáculos como piedras, ramas o exceso de bañistas.
  • Antes de sumergirte comprueba que la profundidad mínima sea de metro y medio.
  • Introdúcete en el agua lentamente o tírate de pie varias veces antes de hacerlo de cabeza.
  • Evita bucear o saltar en aguas turbias donde pueden no ser visibles otros nadadores y objetos.
  • Ante un accidente, inmoviliza el cuello del herido, evita mover la columna y avisa a un profesional para que acompañe al accidentado, evitando los vehículos utilitarios particulares. Más información en 20minutos.es