Curso TECC Tactical Emergency Casualty Care

Curso TECC Tactical Emergency Casualty Care
TECC-España

Facebook EMS SOLUTIONS INTERNATIONAL

viernes, 6 de mayo de 2011

Seguridad en Viaje de Vacaciones y Vacunas para viajar por el mundo

         

  • La mejor forma de protegerse es vigilar los alimentos y el agua.
  • No se deben comer verduras crudas ni carnes y pescados poco cocinados.
  • Hay que beber muchos líquidos, pero siempre agua con garantías.
Además de las necesarias vacunas , viajar por el mundo exige una serie de medidas de prevención para salvaguardar nuestra salud. La mejor forma de protegerse es vigilar los alimentos y el agua. 
La diarrea, explica Consumer, es una de las afecciones más frecuentes en los viajes a zonas exóticas. Para evitarla, se debe escoger y preparar con cuidado comidas y bebidas, a pesar de que esta medida no asegura el 100% su inocuidad
Cuando viajemos por esos destinos que calificamos de exóticos, no se deben comer verduras crudas. Aquellas que se vayan a consumir en fresco deben sumergirse durante media hora en agua tratada con hipoclorito sódico (lejía apta para el consumo humano, sin detergente ni perfume) a razón de una o dos gotas por litro de agua.
De igual modo, hay que comer solo fruta pelada o lavada con agua apta para el consumo humano y unas gotas de lejía.
Los líquidos son otro apartado fundamental. Debemos ingerir muchos líquidos, mejor refrescos y bebidas embotelladas y bebidas calientes, té o café. El agua que bebamos debe ser embotellada o que ofrezca suficientes garantías. En todo caso, debe ser abierta en su presencia.

A modo de resumen, los especialistas recomiendan:



  • No comer verduras crudas.





  • Carnes y pescados, cocinados en su totalidad.





  • Evitar los moluscos crudos.





  • Comer solo fruta pelada o lavada.





  • La repostería y los helados son de fácil contaminación.





  • No beber leche ni derivados sin higienizar.





  • Solo beber agua que ofrezca garantías.





  • Rechazar cubitos de hielo en las bebidas





  • Beber muchos líquidos.